¡Horror! Chechenia abre campos de concentración para hombres con “orientación sexual no tradicional”

El relato de uno de los hombres que consiguió abandonar el lugar puso en alerta a los periodistas.

Chechenia ha decidido construir un campo de concentración para recluir a los homosexuales, según revelaron dos periodistas del diario digital ruso Novaya, que aseguran que el objetivo que persigue con esta medida el mandatario Ramzan Kadyrov es la “limpieza completa” de hombres con “orientación sexual no tradicional”.

Según Novaya, las autoridades han establecido varios campos de concentración en los que los homosexuales son obligados a abandonar el país o incluso asesinados. El relato de uno de los hombres que consiguió abandonar el lugar puso en alerta a los periodistas.

Según el recluso, antes de ser detenido tuvo que pagar sobornos de miles de rublos con la única promesa de sobrevivir a las torturas. “Varias veces al día nos llevaban a un interrogatorio en el que nos golpeaban fuertemente. El único objetivo era el conocer nuestra red de contactos, porque ellos creen que al ser homosexuales, toda nuestra red de contactos también lo es”, narró.

Las palizas que les propinaban terminaban generalmente con una pérdida de la consciencia. Además, algunos detenidos aseguraron que era muy habitual que los guardias pusieran a los detenidos en hileras, donde les golpeaban de forma violenta con palos, les escupían en la cara, eran obligados a realizar acciones vejatorias y recibían gritos y burlas.

Los datos que maneja el diario ruso apuntan a que más de un centenar de homosexuales han sido detenidos en estos últimos días y, como mínimo, tres de ellos fueron asesinados. Las edades de las víctimas oscilan entre los 16 y los 50 años, y entre los desaparecidos habría al menos dos conocidos reporteros de televisión del país.

La detención masiva de homosexuales habría comenzado después de que el grupo de activistas GayRussia solicitara permiso para convocar varios desfiles con motivo del Día del Orgullo Gay en cuatro ciudades de la región.

Con esta acción pretendían recibir las esperadas negativas de las autoridades y utilizarlas como prueba de la discriminación existente en el país ante el Tribunal Europeo de Derechos Humanos en Estrasburgo.

Ante la amenaza, las autoridades chechenas decidieron actuar utilizando como cebo las redes sociales, con las que pudieron identificar a la población homosexual e iniciar las detenciones.

A pesar de las continuas negativas del Gobierno checheno, que ha negado las acusaciones alegando que en ese país no existen homosexuales, Estados Unidos ya ha considerado las informaciones “creíbles”.

 

 

clarin

Facebook Comments





Translate »