“Las cosas van a cambiar” Trump asumirá como Presidente en medio de masivas protestas

“Está comprometido no solo el día uno, sino el día dos, el día tres, a poner en marcha una agenda de cambio real”

Llegó el día. Donald Trump asumirá hoy viernes como el 45° presidente de Estados Unidos, abriendo lo que muchos analistas internacionales ya definen como uno de los períodos de mayor incertidumbre de las últimas décadas. Es que según anunció ayer su equipo, Trump empezará a tomar medidas hoy mismo, en su primer día en la Casa Blanca, con el fin de de-sandar en varias políticas clave de su antecesor demócrata Barack Obama.

Trump se dispone a hacer uso de una de las armas más poderosas de su gobierno —el decreto presidencial— para sellar medidas sin injerencia del Congreso, pese a que su Partido Republicano controla las dos cámaras.

“Está comprometido no solo el día uno, sino el día dos, el día tres, a poner en marcha una agenda de cambio real, y creo que eso es lo que vamos a ver en los próximos días y semanas”, señaló ayer jueves el portavoz de Trump, Sean Spicer.

Los principales temas de la agenda de Trump reflejan las promesas que lo llevaron a la victoria electoral: los límites a la inmigración y la creación de empleo, sobre todo en el sector de manufacturas, dijo Spicer.

“Francamente es solo una cuestión de orden”, agregó el portavoz, negándose a brindar detalles sobre las próximas medidas de quien ejercerá la presidencia por cuatro años.

Los primeros decretos de Trump podrían acabar con varias de las más de 275 órdenes ejecutivas firmadas por Obama en sus ocho años en la Casa Blanca.

Los asesores de Trump han recomendado que tome varias medidas para limitar la inmigración al país en sus primeros días en el cargo, de acuerdo a varias fuentes cercanas al equipo de transición presidencial. Trump buscará poner fin al decreto de Obama conocido como DACA que permitió que quienes llegaron ilegalmente como niños a Estados Unidos puedan quedarse en el país para trabajar y estudiar.

Una de las primeras decisiones de Obama como mandatario en 2009 fue firmar tres decretos para cerrar la cárcel en la Bahía de Guantánamo en Cuba, y poner fin a técnicas de interrogación como el ahogamiento simulado. Poco después de su triunfo electoral en noviembre, Trump dijo que “vamos a mantener abierto” el centro de detención y “vamos a llenarlo de tipos malos”, por lo que derogar el decreto de Obama sobre el cierre del lugar parece probable.

Obama emitió varios decretos relativos a los contratistas federales que Trump podría reexaminar o dar de baja.

Obama también emitió decenas de decretos sobre clima y energías limpias que Trump podría dejar sin efecto. El demócrata finalizó en 2015 su Plan de Energía Limpia, que está detenido en cortes federales y que podría ser derogado por el republicano, quien también podría revertir un decreto de Obama para que las agencias gubernamentales federales recorten para 2025 sus emisiones en un 40% desde los niveles de 2008.

“Vamos a cambiar”.

El novel presidente llegó ayer jueves a Washington procedente de Nueva York, dando inicio a la serie de actos que culminarán hoy viernes con su investidura en el Capitolio. “Este viaje comienza y voy a trabajar y luchar muy duro para que esto sea un gran viaje también para los estadounidenses. No tengo dudas de que juntos devolveremos la grandeza a Estados Unidos”, escribió Trump en Twitter antes de dejar su residencia en Nueva York.

Su primer acto formal como presidente fue depositar una ofrenda floral en el Cementerio Nacional de Arlington y hablar luego al otro lado del río Potomac, en el Lincoln Memorial, en el marco de conciertos de música country y fuegos artificiales. “Vamos a unificar nuestro país”, dijo Trump en un corto e improvisado discurso ante el Lincoln Memorial, delante de miles de seguidores. Prometió hacer “cosas que no han sido hechas en nuestro país por muchas, muchas décadas. Las cosas van a cambiar”. Trump recordó que durante su campaña electoral “hice un llamado a los hombres olvidados y las mujeres olvidadas. Bueno, ya no están más en el olvido, les aseguro”. De acuerdo con Trump, el “movimiento” que terminó por conducirlo a la Casa Blanca es mucho más grande que él mismo. “Yo soy apenas el mensajero”, dijo.

Para el presidente electo, es “un movimiento como nunca antes se había visto en ninguna parte del mundo. Nunca hubo un movimiento igual. Es algo muy, muy especial”.

Protestas masivas en todo Estados Unidos.

Más allá de la marcha prevista para hoy en Washington, miles de manifestantes se alistaban ayer en el resto de Estados Unidos para participar en la avalancha nacional de protestas contra Donald Trump. Las marchas comenzaron ayer en ciudades como Nueva York. Las primeras protestas se vivieron en “cientos de escuelas” del Distrito Escolar Unificado de Los Ángeles, donde estudiantes, profesores y padres de familia se manifestaron contra “las políticas antiinmigrantes” de Trump. En ciudades como Chicago hay varias manifestaciones previstas desde la tarde hasta la medianoche frente a la Torre Trump de esa ciudad. En Nueva York no podían faltar numerosas protestas con una lista de más de una docena donde participan varios grupos, que planean acciones en Union Square, Brooklyn y el Bronx. Una vez concluida la ceremonia de hoy, las protestas continuarán mañana sábado con la “Marcha de la Mujer”.

 

 

 

elpais.com

Facebook Comments


« (Noticia anterior)



Noticias relacionadas

  • Barcelona, atropello masivo en la rambla. Muchos heridos (Video)
  • ¡Sin comer cuento! Mike Pence “El pueblo venezolano está sufriendo y muriendo”
  • ¡Siguen cercando al régimen! Estado de la Florida prohíbe hacer negocios con “la diabólica dictadura” de Maduro
  • ¡La Canadiense sigue proceso legal! Crystallex busca embargar las acciones de PDVSA en Delaware como parte de pago
  • Asi se prepara la isla de Guam al posible ataque de Corea del Norte
  • Mike Pence “EEUU no se quedará parado mientras Venezuela se derrumba”
  • ¡Otro que abandona al régimen! Por primera vez Ecuador muestra preocupación por “la cantidad de presos políticos”
  • Kim Jong-un ahora frena y decide “observar un poco más” las acciones de Estados Unidos antes de bombardear Guam
  • Translate »