¡El hambre no espera! “La gente no aguanta más chantaje y presión”

El diputado a la Asamblea Nacional por el estado Carabobo, Ángel Álvarez Gil denunció que el gobierno de Nicolás Maduro demuestra que no le importa las necesidades que pasa el pueblo frente al desabastecimiento que reina en el país, “no buscan salidas óptimas, pero si obstaculizan y retrasan el trabajo que venimos haciendo desde el Parlamento para frenar la hambruna que tenemos encima”.

Álvarez Gil destacó “está claro que el gobierno apuesta al canibalismo social, han demostrado su rechazo a los venezolanos, desconocen la voluntad expresada el pasado 6 de diciembre y eso se ha venido observando cuando el Ejecutivo a girado instrucciones al Poder Judicial de echar para atrás todas y cada una de las leyes que han sido sancionadas para mejorar la calidad de vida de la gente y otorgar reivindicaciones que los mal llamados revolucionarios no cumplieron”.

Catalogó de descaro, el hecho que el Psuv se oponga a promover y aprobar leyes en beneficio del país, ” pero como si eso no fuera poco, ahora por medio del Poder Electoral buscan alargar plazos establecidos en el reglamento y gaceta para iniciar el proceso del revocatorio, si dicen estar tan confiados en el pueblo ¿cuál es el miedo? La gente no aguanta más chantaje y presión, el hambre no tiene color, no espera”.

Asimismo el representante de la Mesa de la Unidad Democrática rechazó “es inhumano que las madres venezolanas lloren escondidas de sus hijos porque están desesperadas, el incremento de salario mínimo no cubre sus más mínimas necesidades como es la alimentación y los que tanto critican la vida oligarca son los que evidentemente no hacen colas para comprar los alimentos ni deambulan de abasto en abasto.

El parlamentario Ángel Álvarez Gil se refirió a la última decisión del Tribunal Supremo de Justicia quien declaró inconstitucional la Ley de Otorgamiento de Títulos de Propiedad a Beneficiarios de la Gran Misión Vivienda Venezuela, sancionada por la AN, “está claro, temen que se investigue y que se le demuestre al mundo que el gobierno de Maduro es un fraude, que no les interesa entregarle títulos de propiedad al pueblo para poderlos presionar y seguir con la mentira del millón de viviendas entregadas, porque saben que vamos a investigar y haremos Contraloría, esa función nos las otorgaron los venezolanos y la vamos a ejecutar, el desespero por permanecer en el Poder los está llevando a cometer muchos errores, ya es notoria su costura totalitaria antidemocrática”.

LaPatilla.com

Facebook Comments





Translate »