Señales que podrian confirmar que tu hijo es victima de bullying

Lo que una madre o un padre menos quieren para sus hijos, es que lo pasen mal. Hay cosas que son inevitables y que los niños deben vivir en su camino a la madurez, pero que sean molestados gratuitamente es algo que provoca enojo, impotencia y, también, tristeza.

Es lo que hoy se conoce popularmente como bullying, y que puede ser descrito como la intimidación física y verbal que sufren algunos niños y jóvenes en el colegio. Se trata de una especie de acoso constante que es ejercido en contra de quienes, de alguna u otra forma, se diferencian de sus compañeros, y tienen dificultades para defenderse o se muestran sumisos debido a una baja autoestima e inseguridad. Mercy Iriarte, psicóloga de Clínica Vespucio, explica que la intimidación puede ocurrir en diversos lugares, como la calle o el parque, pero principalmente está relacionado con el entorno escolar. “Se trata de dinámicas de abuso de poder, en las cuales una persona humilla a otra para sentirse superior, valiéndose de todo tipo de herramientas de agresión como burlas, insultos y maltratos físicos”, afirma. El problema es que muchas veces las víctimas esconden la situación y los padres saben que son objeto de bullying recién cuando se hace insostenible para el niño y éste, de alguna manera, explota. La especialista sostiene que para evitar llegar a este punto, el rol de los padres es fundamental, ya que son ellos los que deben estar alertas y observar las conductas de sus hijos, para hablar con ellos e informar de forma oportuna al colegio para que tome cartas en el tema.

En este sentido, la psicóloga enumera 8 actitudes o síntomas que los padres pueden tomar como una señal de alarma:

1.- Alteraciones del sueño

2.- Trastornos de alimentación

3.- Irritabilidad

4.- Depresión

5.- Ansiedad

6.- Dolor de cabeza

7.- Falta de apetito

8.- Pensamientos destructivos, como el deseo de morir ¿Qué hacer? Si los padres detectan algunos de estos signos en su hijo, la mejor manera de confirmar sus temores es conversar con el niño y hacerle preguntas naturales como ¿qué hiciste en el colegio?, ¿estuvo entretenido tu día?, ¿hay algo que no te gustó?, etc.
“Lo principal es observar al menor y dialogar con él, porque a veces las víctimas tienen tanto miedo que no se atreven a contarlo en casa o se avergüenzan de ello”, advierte Iriarte.

Una vez corroborado que el niño es víctima de bullying, la psicóloga entrega los siguientes consejos:

1.- Mantener la calma y no demostrar preocupación frente al niño. Él tiene que ver determinación y positivismo en el rostro de los padres.

2.- No esperar que el hijo resuelva solo la situación y, mucho menos, con violencia. Esto, lejos de solucionar el problema, podría ocasionar más estrés en los niños o adolescentes. Se deben fomentar, en cambio, valores como la responsabilidad y solidaridad.

3.- Trabajar conjuntamente con la escuela para resolver el problema de forma inmediata. Hablar con los profesores y pedirles ayuda.

4.- Evitar que en casa hayan gritos, golpes o insultos. Se debe recordar que los niños son un reflejo de lo que viven en casa.

5.- Enseñarle a los hijos a controlar sus emociones e impulsos.

6.- Relacionarse y conocer a los amigos de los hijos.

 

emol.com

Facebook Comments





Noticias relacionadas

  • ¡Al descubierto! Nuevos estudios sobre nuestros rostros revelan si somos pobres o ricos
  • ¡El futuro de la medicina en manos de la tecnología! Nanomáquinas útiles en tratamientos para el cáncer
  • ¡Economica y saludable! Razones para comer más a menudo zanahorias
  • Tres pasos sencillos para disminuir el riesgo de alzheimer
  • ¡Excelentes beneficios! Reconocer cuando nos equivocamos es bueno para nuestra salud
  • ¿Se puede ser alérgico al azúcar? Diferencias entre alergia e intolerancia
  • ¡Interesante! Entre los 30 y los 40 años nuestro cerebro alcanza la completa madurez
  • ¡Que no falten en casa! Aumenta tu deseo sexual de manera natural consumiendo estos alimentos
  • Translate »